El deporte o cualquier actividad física nos proporcionan unos beneficios en la salud espectaculares: nos fortalece, nos aleja de la enfermedad, nos sube la autoestima, nos embellece y nos da la energía necesaria para andar felices por el mundo.

 

Es posible que se aburra si siempre hace la misma rutina de ejercicios.

 

Además, de esta manera se queman menos calorías y se construye menos músculo. Una buena manera de no aburrirse es probar con diferentes ejercicios.

 

Una nueva tendencia que se practica en muchos países. Se trata de unos zapatos que nos hacen saltar, y lo podemos practicar dentro de los gimnasios, en una clase dirigida por un entrenador, o al aire libre.

 

En muchas ciudades americanas ya es fácil ver a la gente corriendo y saltando por los parques con esta nueva modalidad de ejercicios para adelgazar.

Los zapatos para saltar son muy divertidos y ofrecen muchos beneficios para la salud. Con ellos podemos correr o hacer ejercicios aeróbicos quemando calorías y sin que tenga mucho impacto sobre nuestra espalda.

 

Si utilizamos los zapatos para saltar conseguimos hacer un excelente entrenamiento físico. Los saltos y carreras que hacemos con ellos son unos ejercicios muy beneficiosos para los brazos, las caderas, la cintura, la espalda, las piernas y los hombros. En realidad se entrenan casi todos los grupos musculares.

Otra ventaja es que con los zapatos para saltar quemamos el doble de calorías que haciendo running, y además eliminamos el impacto en las rodillas y en las articulaciones. Saltar de 10 a 15 minutos con los zapatos de saltar consume más calorías que correr 30 minutos en asfalto. Esto significa que podemos reducir un 50% el tiempo de entrenamiento para conseguir el mismo resultado.

 

Los zapatos para saltar  proporcionan los siguientes beneficios:

  • Mejora la capacidad de salto.
  • Refuerza los músculos de la pantorrilla en las piernas. A medida que estos músculos se desarrollan, nuestra capacidad para alcanzar más altura en un salto vertical se incrementa.
  • Mejora la coordinación del cuerpo
  • Previene las lesiones al practicar otros deportes.
  • Reduce los dolores de espalda y de cuello.
  • Disminuye considerablemente la cantidad de grasa que se encuentra dentro del cuerpo.
  • Fortalece la masa muscular.
  • Mejora de los niveles de energía y mejora la resistencia.

 

Dejanos tu comentario